La revista Psychological Science ha publicado que las personas bilingües poseen estructuras mentales algo distintas a las personas que sólo hablan una lengua. Se reclutaron a 45 estudiantes de licenciaturas en la ciudad belga de Gante que hubieran aprendido inglés durante la adolescencia y se les pidió que leyeran frases que incluían palabras que eran iguales en inglés y en su lengua materna, el holandés (por ejemplo, la palabra “sport” significa “deporte” en ambas). A los estudiantes se les grabó la velocidad del movimiento de sus ojos y se dieron cuenta de que los que hablaban dos lenguas tardaban menos en leer.

Aunque este estudio aún se encuentra en las primeras fases, viene a reforzar otros llevados a cabo en la universidad de Barcelona y Otto von Guericke en Alemania que indicaban que aquellos que aprenden más de un idioma, desarrollan una parte del cerebro asociada con el lenguaje que la gente monolingüe no llegaría a desarrollar.

Vía | Informador.com